Cómo hacer que el contenido sea amigable con el SEO -

Cómo hacer que el contenido sea amigable con el SEO

5 cosas que los gestores de redes sociales deben hacer en la era del coronavirus
junio 9, 2021
Cómo escribir viñetas que la gente realmente quiere leer
Cómo escribir viñetas que la gente realmente quiere leer
junio 11, 2021

Para adaptarte mejor y optimizar para la intención, utiliza el análisis semántico.

Construir un tráfico de búsqueda orgánica consistente es el sueño de todo editor digital. Pero, ¿Sabes cómo hacer que el contenido sea amigable con el SEO? La buena noticia es que no es una ciencia espacial.

Además, a pesar de lo que mucha gente piensa, no tiene nada que ver con «engañar» a Google para que piense que tu contenido es de alta calidad o apto para el SEO.

SEO significa «Search Engine Optimization» (optimización para motores de búsqueda), que básicamente significa asegurarse de que un algoritmo de búsqueda pueda acceder y entender fácilmente tu contenido. No hay ningún arte oscuro en ello.

Cómo hacer que el contenido sea amigable con el SEO

Estos son los pasos que debes seguir para que tu contenido sea amigable con el SEO:

1. Relaciona tu idea de contenido con una frase buscable (consulta de búsqueda)

Así que tienes una idea en mente sobre la que te apetece escribir. Aquí es donde comienza cualquier creación de contenido: «Tengo algo que decir sobre este tema, y creo que será interesante y/o útil».

¿Hay alguien que esté buscando este tema? Lo más probable es que, si se te ha ocurrido el tema, haya otras personas que se sientan lo suficientemente intrigadas como para investigarlo en Google. Pero, ¿cómo lo busca exactamente la gente?

Esta es la pregunta clave que debes hacerte si quieres generar tráfico orgánico en los motores de búsqueda para tu futuro contenido. Tienes que saber lo que la gente escribe en un cuadro de búsqueda cuando trata de encontrar respuestas a las preguntas que estás cubriendo en tu contenido.

Así que tu primer paso es encontrar esas consultas de búsqueda reales. Este ejercicio también es útil porque ayuda a la investigación. Saber qué escribe la gente en el cuadro de búsqueda de Google probablemente te ayudará a descubrir ángulos interesantes, a reducir tu idea inicial para hacerla más específica e incluso a estructurar tu futuro artículo para hacerlo más útil.

SEO

Hoy en día, no sacrificamos la calidad o la fluidez de nuestro texto en aras de la densidad de palabras clave.

Tenemos muchos más datos con los que trabajar, pero el proceso real es el mismo. Hoy en día, disponemos de una gran variedad de herramientas que nos ayudan a identificar una palabra clave en la que centrarnos.

Aquí hay algunas herramientas y enfoques que puedes probar:

Escribe tus términos en Ahrefs

El Explorador de Palabras Clave de Ahrefs es una gran herramienta para ello, porque ofrece la pestaña «todas las ideas de palabras clave» que amplía tu idea inicial a términos relacionados y sinónimos.

Así, si escribes [cultivar tomates] y haces clic en esa sección, encontrarás tanto frases que contienen el término (por ejemplo, «cómo cultivar tomates») como conceptos relacionados (por ejemplo, «cuándo plantar tomates»). Esto amplía tu perspectiva y te ayuda a encontrar más palabras para incluir en tu texto.

Descubre lo que tu futuro competidor está clasificando

Si has investigado al menos un poco sobre tu idea de contenido, es posible que hayas encontrado algunos recursos que tratan el mismo tema o uno similar. Usa esas URLs para descubrir qué están clasificando. La sección de análisis de URLs de Serpstats es genial para eso.

Fíjate en que Serpstat también muestra todos los elementos de búsqueda «extra» que aparecen para cada consulta en Google, para que te hagas una buena idea de cómo pueden ser tus futuras SERP (páginas de resultados del motor de búsqueda).

2. Poner esas palabras clave en lugares prominentes

Aunque el proceso de búsqueda de palabras clave no ha cambiado mucho, sí lo ha hecho la forma en que utilizamos las palabras clave dentro del contenido. Hoy en día, no sacrificamos la calidad o la fluidez de nuestro texto en aras de la densidad de palabras clave. De hecho, no prestamos atención a cuántas veces hemos utilizado esas palabras clave en la página.

Sí utilizamos esas palabras clave en lugares destacados de la página para que tanto Google como nuestros visitantes se sientan más cómodos y confiados en ella. En pocas palabras, al aterrizar en tu página, tus usuarios deben ver claramente los términos que escribieron inicialmente en el cuadro de búsqueda. Eso les hará sentirse más cómodos y les incitará a quedarse un poco más.

La prominencia de las palabras clave significa hacerlas visibles en la página. Esto ayuda a la optimización de los motores de búsqueda y a la retención de los usuarios. Ambas cosas ayudan a la clasificación.

3. Utiliza el análisis semántico para ajustarte a las expectativas de Google

Para adaptarte mejor y optimizar para la intención, utiliza el análisis semántico, que consiste básicamente en agrupar cada consulta en conceptos subyacentes y relacionados y cubrirlos. Text Optimizer es una herramienta que toma los fragmentos de búsqueda de Google para cualquier consulta y aplica el análisis semántico para identificar áreas de mejora. Text Optimizer se puede utilizar para escribir nuevos contenidos desde cero.

4. Diversifica tus formatos

A Google le encanta el contenido textual, pero Internet en general y Google en particular han ido más allá del texto. Los usuarios de la web esperan ver más formatos, incluyendo vídeos e imágenes. Y Google reconoce esa demanda de diversidad de contenidos, por lo que presentará todos esos formatos de contenido.

5. Establece una rutina de seguimiento del SEO

Por último, siempre hay margen de mejora, por lo que la monitorización de tu tráfico orgánico es un paso importante aquí. La herramienta imprescindible para ello es la propia Search Console de Google, que te mostrará qué consultas te están enviando tráfico. Sólo tienes que comprobar la pestaña «Rendimiento» con regularidad. Siguiendo estos pasos, sabrás cómo hacer que el contenido sea amigable con el SEO.

¿Qué es el SEO y cómo trabajarlo?

En el siguiente video aprenderás más sobre el SEO y cómo dominarlo.

Hablemos por Whatsapp